La competencia en el juego: ¿Cómo se ha impulsado el nivel máximo?


Descubre cómo se ha impulsado el nivel máximo de un videojugador.

Desde su invención, los juegos lograron convertirse en la forma de entretenimiento por excelencia y en una especie de mecanismo de integración y comunidad que nos une a partir de intereses comunes. Sin embargo, ya sea que hablemos de juegos de mesa, deportes e incluso juegos de azar, la competencia viene a la par del objetivo más elemental de cualquier juego: ¡ganar!

Después de todo al competir, muchas veces el ganar se reduce al hacer perder al contrincante. 

Esto es cierto en cualquier modalidad de juego en la que los jugadores deban competir entre sí, y es que es precisamente el sentido de competencia, lo que hace que los juegos sean tan populares; partiendo de la adrenalina de competir hasta la emoción de celebrar una victoria. 

La competencia en juegos, tal como la conocemos ahora, nació con los primeros Juegos Olímpicos celebrados en Grecia en 776 a.C. y desde entonces, diferentes formas de competencia han aparecido a medida que se crearon nuevos deportes como el fútbol, el béisbol, el baloncesto o cualquier otra de las disciplinas que han logrado trascender a lo largo de los años para la organización de competencias de todo tipo.

El formato de competencia tradicional era, hasta hace un par de décadas, encuentros de personas en un espacio en común que debían acumular puntos o acciones hasta el final del juego, ganando el que tuviera el marcador a su favor. 

La tecnología y la era digital tuvo su impacto en la forma en la que los jugadores compiten. Aunque los deportes continúan siendo la forma predominante de competencia, los entornos virtuales y la posibilidad de mantenernos conectados han abierto las puertas a nuevas modalidades de juego en las últimas décadas.

Basta ver los sitios de juegos en línea que permiten a usuarios de todo el mundo competir entre sí o contra sistemas de inteligencia artificial, llevando el sentido de competencia a un nivel mucho más elevado. Los juegos de casino fueron los primeros en evolucionar dentro de esta nueva realidad, especialmente los juegos en los que la habilidad el jugador tiene cierta influencia en el resultado final como el póker y otros de los juegos de cartas que podemos encontrar en sitios como Casino Super Play en México. 

Es bajo esta nueva realidad que a finales de los 90, nacieron los Esports.

Los Esports o deportes electrónicos, son una nueva modalidad de juego en la que dos o más jugadores compiten e interactúan entre sí en un videojuego determinado, de forma remota o presencial.

El mundo de los Esports es bastante amplio y vale la pena destacar que, aunque todos los esports son videojuegos, no todos los videojuegos pueden ser considerados como Esports. Esta diferencia es clave para entender el crecimiento que este sector de la industria ha tenido en las últimas décadas.

Los tipos de videojuegos más utilizados en competencias y torneos de Esports suelen entrar en las siguientes categorías:

  • Torneos multijugador
  • Torneos Jugador contra Jugador (PvP)
  • Juegos de pelea
  • Juegos de estrategia
  • Juegos de rol multijugador
  • Juegos deportivos

En cada una de estas categorías, encontramos títulos como SpeedRunners, Street Fighter, Super Smash Bros, Call of Duty, League of Legends, Warcraft, Fifa, Pro Evolution Soccer y World of Warcraft, entre muchísimos otros que se han ganado un espacio en el panorama internacional de Esports con cada vez más eventos y competencias, por ejemplo Rivals de Trident que anunció su convocatoria en noviembre de 2021, además de otros eventos populares en la escena latinoamericana de eSports para 2022.

Aunque las definiciones de competencia y comunidad suelen ubicarse en extremos opuestos, esto no es necesariamente cierto, al menos no visto desde el punto de vista de los juegos en general y especialmente si nos enfocamos en los juegos en línea y los Esports debido al factor social y las interacciones que este tipo de actividades implican. 

Son precisamente estas interacciones lo que ha fortalecido la comunidad y la industria de los juegos en línea como un todo, haciendo que no sólo sean más populares, sino que ha permitido la profesionalización de jugadores de todo tipo en las competencias de eSports hasta los torneos más importantes de póker a nivel mundial, Estos factores, han hecho que el interés de los jugadores en cada una de estas categorías vaya mucho más allá de la victoria, sino de perfeccionar sus habilidades para elevar el nivel en los entornos que compiten, logrando así que la comunidad avance cada vez más y se mantenga en un crecimiento constante en búsqueda de un nivel aún más alto. 



Source link

Scroll to Top